7 de junio de 2014

Helados caseros

¿Os gustan los helados? Creo que no he conocido a nadie que responda que no a esta pregunta. ¿Y qué os parecería poder hacer vuestros propios helados, a vuestro gusto personal, fácilmente en casa? Y con buenos resultados, por supuesto, para hacer una chapuza prefiero comprarlo hecho.

Pues hoy vengo a hacer "publicidad" justamente de eso, pero en el buen sentido: mi mujer es muy aficionada a este mundillo del helado (en realidad, ha llegado a convertirse en toda una experta) y ha empezado su propio blog para explicar cómo hacer helados en casa y, lo que es más importante, dar las recetas.

A lo mejor pensáis que recetas de helados en la red ya hay muchas. Pues sí... pero os lo aseguro: no tienen nada, pero nada que ver con éstas. Esas recetas no cumplen los requisitos que debe cumplir un buen helado, y el resultado es bueno de sabor, pero malo de textura: exceso de grasas (a niveles enormes, muy, pero muy por encima de los comerciales) y duros como una piedra cuando los sacas del congelador. Si os animáis a hacer las que os contará María José en su blog, notaréis la diferencia. O mejor dicho, apenas notaréis la diferencia con los helados artesanos de la heladería de vuestro barrio. Os lo digo por experiencia... ;-)



¡Ah, y hay un libro en camino sobre el tema!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada